A las amas de casa ya no les alcanzan los sueldos que les pagan a los maridos en las empresas del sector automotriz para comprar el mandado de la semana debido al incremento de la mayoría de los insumos de la canasta básica.

Alejandra Rocha, quien regularmente acude a los comercios ubicados en los mercados, calle Morelos y callejón de San José, afirma que actualmente para pagar un kilo de huevo debe desembolsar en promedio de 40 pesos, en tanto el kilo de jitomate actualmente presenta un costo de hasta 17 pesos, dependiendo del tamaño y el litro de aceite de regular calidad, lo tiene que pagar en la cantidad de 44 pesos por el frasco de 900 mililitros.

Refirió que anteriormente los sueldos aunque fueran bajos alcanzaba para comprar el mandado de la semana y hasta darse alguno que otro gusto; sin embargo, en los últimos años todos los insumos se fueron para arriba por eso las amas de casa solo acuden a comprar lo que sea más necesario.

Consideró que en las empresas les pagan a los hombres y mujeres, todos los viernes y es cuando salen a comprar lo que necesitan y si les alcanza se compran un elote, un vaso de nieve y alguna golosina que no exceda en el costo a fin de guardar lo más que se pueda para el gasto de la semana.

Explicó que desde hace más de dos meses en la mayoría de las tortillerías se incrementó el costo de 20 a 22 pesos por kilo.

Indicó que los bajos salarios y los incrementos de los productos de la canasta básica, aunado a la crisis que padecen los niveles medios y bajos de la sociedad, tiene a las familias con un pie en el cuello, pues lo que ganan los hombres o mujeres que trabajan ya no alcanza ni para el gasto familiar como en otros tiempos.

Finalmente, consideró que anteriormente los comercios lucían hasta con filas de mujeres esperando su turno para que las despacharan, y en la actualidad la gente llega pide lo más necesario y se retira de los establecimientos.

ESCRIBE UN COMENTARIO