La inseguridad en Salamanca alcanza niveles de escándalo: una joven de 16 años fue secuestrada la mañana del lunes y dos empleadas fueron «levantadas» a la vista de todos del negocio donde laboraban en la noche del sábado.

En el primer hecho, dos jovencitas identificadas como Abigail y Jessica, fueron privadas de su libertad, minutos después de las 23:00 horas del sábado, en un crucero muy concurrido de la zona centro de Salamanca.

Las mujeres estaban justo en el puesto de hamburguesas «Winnies Burger», sobre Avenida del Trabajo y la Cazadora, donde trabajaban como despachadoras de alimentos.

En redes sociales circula el video de vigilancia del negocio de escasos 20 segundos en los que se observa cómo dos hombres portando armas largas las llevan a la fuerza.

Una de las jóvenes tenía dos años de trabajar en el establecimiento, según testificó la madre ante la Fiscalía.

En el video llega al puesto de hamburguesas un auto Stratus color blanco, del que bajan dos hombres armados con fusiles de asalto y ante el asombro de clientes y el encargado del negocio se dirigen a las jovencitas y las toman por la fuerza, obligándolas a subir al vehículo para luego darse a la fuga.

De 16 años

A las 8 de la mañana de ayer lunes, una joven de 16 años también fue privada de su libertad por hombres armados y encapuchados, que interceptaron el auto en que ella viajaba con un familiar, aparentemente con rumbo a su escuela y del que la bajaron a la fuerza para llevársela.

El hecho sucedió sobre la Avenida Lázaro Cárdenas casi esquina con bulevar Bicentenario, en donde los pistoleros a bordo de una camioneta blanca le cerraron el paso al auto donde iba la menor obligándola a detenerse, para acto seguido descender de la unidad, forzar la apertura de una portezuela y, bajo amenaza, bajar a la menor, privándola de su libertad.

ESCRIBE UN COMENTARIO