Miles de usuarios del transporte público que recorren rutas de la zona sur del municipio fueron afectados por la decisión de autoridades municipales, quienes aplicaron cambios en los recorridos desde hace tres semanas y no enteraron a las personas.

Las rutas afectadas son las que parten de la ex estación con destino a Villas de Guanajuato, Cervera, Paso de Perules, Manantial, entre otras.

“A la gente de estas colonias no le avisaron nada, sólo de un día para otro con las obras de la avenida Santa Fe los camiones recorren todo Campanario y luego dan toda vuelta por el Manantial para llegar a Villas y tardan mucho”, dijo Armando Saldaña, habitante de Villaseca.

El Director de Tránsito, Movilidad y Transporte, Luis Rivera Almanza señaló que la medida se debió a la intención de disminuir las aglomeraciones que se forman en el paradero de la ex estación y evitar la propagación de contagios por el Covid-19.

Además, a esta decisión se agregan las obras que actualmente se llevan a cabo en importantes vialidades que recorren las rutas ya señaladas como es el caso de las Avenidas Santa Fe y Lomas de San Francisco.

Explicó que también se aplicaron cambios en los recorridos de las rutas de Villas de Guanajuato y Cervera, las cuales utilizan la avenida Santa fe para llegar a su destino y actualmente se encuentran en obras de ampliación y modernización.

Para poder llegar sus destinos, la ruta de Villas de Guanajuato, en lugar de recorrer Villaseca, ahora lo hace por Campanario hasta llegar a la Avenida Santa Fe y luego tomar el atajo que lleva del Manantial a Villas de Guanajuato.

Los usuarios expresaron su inconformidad con las modificaciones en el paradero de la ex estación, el cual viene funcionando desde el pasado mes de marzo.

“Este paradero no está bien. Lo sacaron de la calle Alhóndiga y ahora todo mundo tarda más tiempo en llegar a la zona centro y lo más problemático se va a tener, cuando los niños y estudiantes regresen a clases”, afirmó Carmela Arriaga, madre de familia.

ESCRIBE UN COMENTARIO