“Hamlet” es una de las más grandes obras de teatro en la historia. No solamente por su trama y sus personajes, sino porque fue escrita por uno de los dramaturgos más importantes que han vivido: William Shakespeare.

La obra se presentará en el Teatro Bicentenario, ofreciendo un giro novedoso: Hamlet en esta ocasión será mujer. Tal como lo dice la publicidad de Facebook del teatro: “¿Qué pasa si esta tragedia inglesa se reinventa como una tragedia familiar? ¿Qué pasa si esta familia antes burguesa, que ha ido perdiendo su estatus, se ve envuelta en un tema de asesinato? ¿Qué pasa si la hija, quien pareciera no tener nada que ver, descubre el asesinato y empieza a tejer una venganza?”

La obra se presentará los días: viernes 29 de julio a las 20:00 horas y el sábado 30 de julio a las 19:00 horas, con dirección, traducción y adaptación de Angélica Rogel.
Al respecto, Karla Trejoluna, del Teatro Bicentenario, quien es gestora cultural, locutora, lectora, comunicadora, señala que la presencia de la directora y los actores ayuda mucho a la difusión de la obra, de la que tienen muy altas expectativas.

“El espectáculo es extraordinario, la compañía está teniendo mucho apoyo para difundirse. Se acaba de presentar en México. Esperamos difundirlo en el contenido. Un espectáculo así ayuda a formar en temas de literatura. Cuando tenemos una pieza literaria como esta, es una oportunidad perfecta para llegar a nuevos públicos. Es un momento perfecto para poder vincularnos y comunicarnos con la gente. Estos montajes tan bien presentados ayudan mucho”.

LAS HISTORIA Y LAS ADAPTACIONES
Pero… ¿De qué trata “Hamlet” y cuales versiones ha tenido?
El título completo de la obra es “The Tragedy of Hamlet, Prince of Denmark” y fue publicada en 1603 y como su título lo dice, ocurre en Dinamarca, cuando asesinan al rey a manos de su primo, Claudio. El fantasma del jerarca le pide a su hijo que vengue su muerte, arrancando una de las obras más importantes de la cultura occidental, donde viene uno de los más famosos monólogos de la literatura: “Ser o no ser, he ahí el dilema…”.

La obra ha tenido muchísimas adaptaciones a lo largo de los años, por tratar temas universales como los lazos familiares, la venganza y el honor. Una de las más famosas fue la del actor Lawrence Oliver, cuya adaptación fílmica es de 1948.

La de Kenneth Branagh de 1996 es la única que respalda totalmente el texto de Shakespeare.
La versión del año 2000, dirigida por Michael Almereyda y protagonizada por Ethan Hawke, adapta el clásico al mundo moderno de los medios de comunicación, donde el príncipe es un estudiante de cine.

ESCRIBE UN COMENTARIO