De acuerdo con el informe presentado por la Secretaría de Seguridad Pública ante la comisión de Gobierno, Seguridad Pública y Tránsito, se registró un incremento en robos a casa habitación y homicidios dolosos, dando como resultado un 4.3% más de llamadas entre enero y mayo del año en curso al número de emergencia 911.

En colonias como Villas de San Juan y Villas de San Nicolás, el problema es común, así como en otros puntos de la periferia de León.

Para Omar Pérez y su familia, los robos a casa habitación son un problema habitual, en el que hay que estarse cuidando para evitar ser víctimas del robo. Él dice: “Muchos de los vecinos salimos a trabajar en las mañanas, y dejamos nuestras casas solas. Allí es cuando aprovechan. Se llevan lo que pueden… también, las casas que están abandonadas las desvalijan por completo, no dejan ni los mosaicos, ni el cobre, ni las puertas. Estén sin gente o no las casas es un problema con el que siempre tenemos que lidiar, y no siempre está la policía lista, porque entendemos que no se dan abasto”.

Amalia N. recuerda que hace un par de semanas, unos hombres se metieron a casa de su sobrina y le exigieron el dinero a punta de cuchillo. No les dio más de 500 pesos porque no tenía más, pero es uno de los muchos ejemplos de robos y asaltos que ocurren en las colonias del polígono conocido popularmente como “Villas”.

Los negocios también padecen el problema de la inseguridad, sobre todo aquellos donde los habitantes han montado un negocio, como por ejemplo, una abarrotería. “Por eso ponemos rejas y mallas. Antes no eran necesarias, pero con el paso de los años todo se ha puesto peor en estas colonias y en todo León”, dice Joaquín Guerra, desempleado de 29 años.

Es importante señalar que no solo las casas habitación han enfrentado el robo y la inseguridad en las zonas de “Villas”, pues también las escuelas padecen el robo y el desvalijamiento, habitual en tiempos de la pandemia.

ESCRIBE UN COMENTARIO