NINGÚN PLAN “B” PARA TRAER AGUA A LEÓN

Si no es el Zapotillo, “no hay plan B”.

La titular del CEAG y experta hidráulica, Angélica Casillas, dejó en claro que una red de bordería implicaría más de tres años y obligaría a obtener acuerdos entre cinco estados, así como un permiso federal.

Entonces, no hay vuelta de hoja, el Zapotillo es la única opción para traer y atraer agua a la ciudad, pero cada día que pasa, se ve más distante.

El presidente Andrés Manuel López Obrador dejó en claro -el jueves pasado- que no rebasará límites y que no usará la fuerza para ofrecer una solución social con los vecinos, una posición de extrema prudencia.

Es un hecho que sin la fortaleza del gobierno federal, nunca habrá el destrabe del Zapotillo, por tanto, el proyecto está a la deriva y la estructura de la presa está condenada a convertirse en “elefante blanco”.

¿Cuál es la solución?

No hay respuesta, nadie la tiene.

Los pesimistas aseguran que se desvanece el proyecto y no hay opción alguna, porque tampoco la región cuenta con mantos freáticos como para explotar baterías de pozos. No hay alternativa.

Pero los optimistas avalan al gobernador Diego Sinhue Rodríguez Vallejo, quien hace el “uno dos” con el gobierno de Jalisco para alentar posiciones políticas favorables y, sobre todo, obtener el presupuesto que permita el feliz término del proyecto.

La Cuenca del Río Verde, donde se asienta la presa, permitiría resolver el suministro de agua para León, así como para varios municipios de Jalisco, hasta por veinte años más.

El banderazo para su continuidad, está en espera.

Agua que no has de beber…

EL SUR DEL MUNICIPIO, DETONANTE DEL PROGRESO LEONÉS

Ya está en pleno desarrollo.

El sur de la ciudad de León expande su vocación hacia giros industriales y, muy pronto, hacia habitacionales.

Hace casi quince años, el Instituto de Planeación Municipal delimitó su crecimiento de la mancha urbana en ese punto cardinal, pero dejó apertura para consolidar un paulatino desarrollo.

Hoy, el sector rebosa progreso, con la instalación de parques industriales, la consolidación de la Universidad Nacional Autónoma de México -ENES-, la presencia de factorías y la próxima apertura al giro habitacional.

Este sector municipal, en antaño tierras productoras de papa, representa una alternativa de crecimiento para usos de suelo viables que permitan el progreso leonés.

Pero el gobierno municipal no quita el dedo del renglón para alentar la vivienda vertical y aprovechamiento de los baldíos urbanos.

Así lo dejó en claro el alcalde Héctor López Santillana durante la inauguración del Parque Sur, quien en su discurso alentó los condominios habitacionales en terrenos hoy ociosos de la ciudad, donde ya se cuenta con servicios públicos.

Y es que el Implan tiene el reto de activar las zonas urbanas, antes de propiciar el desarrollo “desparramado” de la mancha urbana, como hoy ocurre con su expansión horizontal.

El gobernador Diego Sinhue Rodríguez Vallejo también impulsa el concepto vertical con el aliento de un programa para convertir al Barrio Arriba en una zona comercial, condominios privados, e incluso, espacios para oficinas gubernamentales.

De esta manera, León tendría un crecimiento armónico con un importante contra-peso del sur municipal, donde se liberan usos de suelo industrial y de vocaciones viables.

El equilibrio de la balanza está en manos del Instituto Municipal de Planeación.

OTRO RETRASO AL PROYECTO DE LA BICI PÚBLICA

Las pintas de señalética ya se están borrando.

Los “topes amarillos” sobre el pavimento son un “estorbo” para automovilistas.

Los ciclistas desconocen de qué se trata.

Más de cincuenta estaciones se instalan sobre el lecho de la calle o sobre áreas peatonales.

El arranque del programa Bici Pública tiene más preguntas que respuestas, un proyecto que ha sido postergado una y otra vez.

Todo parece indicar que las autoridades municipales andan “de cabeza” para afinar este novedoso e importante esquema de movilidad para León.

No, la ciudadanía no lo descalifica antes de que se eche a andar, pero el preliminar deriva dudas, muchas dudas ante la falta de socialización y difusión.

También te puede interesar:  MORENA 13-2 PAN

El objetivo de las autoridades municipales y el anhelo de los leoneses  es consolidar el uso de la bicicleta como medio de movilidad, práctico, seguro, sano y económico.

Hoy día, los leoneses ya tienen arraigada la cultura por el uso de la bicicleta, por tanto, el concepto representa una opción de transporte de práctica conexión.

Por eso los señalamientos y pintas preventivas que permiten a la población anticipar que el programa es inminente, aunque no se tenga la fecha formal de arranque.

Lo cierto es que la Bici Pública está en la faceta de agarrar equilibrio para iniciar a pedalear.

IMPLAN, ¿SIN PLAN PARA CONECTAR AL POLÍGONO DEL CAMPESTRE?

La avenida Cerro Gordo está convertida en “tapón vial”.

El crecimiento demográfico en el polígono del Campestre rebasó su capacidad para conectar a los automovilistas con la avenida Clouthier.

Nadie en el gobierno municipal tiene una solución: ni el Implan, ni Tránsito Municipal, mucho menos la Dirección de Obra Pública.

El crecimiento económico y demográfico de ese sector poniente densificó la zona con numerosas colonias –en su mayoría residenciales- que hoy están en pleno desarrollo.

Adicional, la zona cuenta con planteles educativos  y/ o deportivos como Nelson Vargas, Tec de Monterrey, ULSA, Cumbres, Parque CIEN, CIO -entre otros-.

Al pie del “Cerro Gordo” se ha invertido en supermercados, hospitales y edificios de condominios, así como comercios y negocios en distintos giros.

Pero ocurre que la única conexión hacia la avenida Clouthier es precisamente la avenida Cerro Gordo, a un costado de Plaza Mayor a partir de la Casa de Piedra.

Por ahora es la única vía, no hay un proyecto tangible para ofrecer una salida alterna para desfogar el cotidiano tránsito vehicular que ahí se genera.

El año pasado, la Dirección de Tránsito Municipal aseguró que pronto habría una obra pública para conectar a la avenida Garza Sada con el bulevar Moreno, una alternativa para aliviar esta zona.

No, el plan no se ha consumado y nadie sabe sobre el programa -como constó en un sondeo entre funcionarios municipales realizado en esta semana-.

Para justificar, los consultados orientan su mirada hacia el Instituto Municipal de Planeación, la instancia donde debería existir una alternativa de crecimiento. La realidad es que, el Implan no tiene plan.

La avenida Cerro Gordo, un “gordo” problema de vialidad.

EL GOL, EL ERROR, LA FIGURA Y EL OSO

A continuación el retrato de la semana expresado en términos de futbol.

EL GOL: El anotado por el gobernador Diego Sinhue Rodríguez Vallejo, impulsor de la Feria de Hannover, un evento que llegará a León para quedarse por diez años más. La tecnología 4.0 al alcance de la industria mexicana y un pasaporte hacia la mentefactura.

EL ERROR: La falta de acuerdo formal entre la federación y los gobiernos de Jalisco y Guanajuato para destrabar el proyecto de “El Zapotillo” que persiste a la deriva, sin solución. En los últimos días se han generado escenarios que revelan todas las respuestas, pero de un día a otro cambian todas las preguntas.

LA FIGURA: Celso Piña, el “Rebelde del Acordeón”, descansa en paz.

EL OSO: De las autoridades municipales ante la falta de socialización del programa “Bici Pública” que hoy navega entre la incertidumbre ciudadana ante un proyecto novedoso, benéfico para la movilidad de León, pero que genera incertidumbre.

Y EL PIQUETE PARA EL CAFÉ

Van las siguientes coloquiales frases escuchadas de manera ocasional.- Tómelo con buen humor.

1.- En la vida, como en carpintería, el clavo que sobresale recibe el martillazo.

2.- Doctor, últimamente me siento más gordo, ¿qué tengo? – Razón.

3.- Yo duermo la mayor parte del día porque lucho por mis sueños.

4.- Regresó cansado del gimnasio y eso que sólo fue a pedir informes.

5.- Mi mejor suerte inicia al no jugar juegos de azar.

ESCRIBE UN COMENTARIO