Mientras se desarrollaba el primer informe de la alcaldesa de León, Alejandra Gutiérrez Campos, un grupo pequeño de extrabajadores de la empresa Ecosys III que estaba contratada por Sapal hasta hace cerca de 2 años, se manifestaron afuera de Presidencia exigiendo una respuesta justa, pues fueron despedidos sin justificación y supuestamente no recibieron siquiera un peso como liquidación.

A pesar de que ya tenían acercamientos previos, los trabajadores lamentaron que solo han recibido “promesas falsas”
Ni siquiera los dejaron ingresar a la Casa Municipal, pues la Policía no les permitió la entrada.

Los cerca de 6 manifestantes traían pancartas con mensajes como “No negar a los trabajadores pago de indemnización” o “Un trabajador satisfecho es la mejor estrategia Justa indemnización”.

El señor Jacinto Reyes, técnico electromecánico industrial que se quedó sin trabajo, fue uno de los manifestantes que lamentablemente vive al día y a pesar de que tenía 15 años laborando en esta empresa con la llegada de SAPAL y no les dieron su liquidación.

ESCRIBE UN COMENTARIO