Entre Sergio Pérez y el circuito urbano Bakú hay una gran conexión.

Después de 60 minutos, el mexicano fue el mejor de la primera sesión de entrenamientos del Gran Premio de Azerbaiyán con tiempo de 1’45″476.

El Red Bull mostró su fortaleza en la larga recta y fue en ese punto donde Checo hizo la diferencia tras montar los neumáticos rojos.

A tres décimas de segundo quedó su compañero Max Verstappen, que se ubicó en la tercera plaza. El neerlandés batalló en la parte final de la P1 al hacer un trompo con el RB18.

Ferrari le pisa los talones a la escudería austriaca, pero aún tiene que hacer ajustes para encontrar más velocidad en el primer sector. Charles Leclerc marcó un récord en la segunda parte del dibujo, pero esas 127 décimas de segundo que perdieron lo mandaron detrás del líder.

El español Carlos Sainz Jr. tampoco cumplió co las órdenes del equipo de Maranello, y, con un cuarto lugar asegurado, aún debe dar ese salto de calidad que se espera con la renovación de su contrato.

Con el Alpine, Fernando Alonso le arrebató de último momento el quinto puesto a Lewis Hamilton, que sigue batallando con el Mercedes.

En el dramatismo de Bakú, un elemento reapareció con mayor fuerza, el molesto porpoising, que obliga a las escuderías a encontrar la puesta a punto ideal sin descuidar los rebotes.

ESCRIBE UN COMENTARIO