A más de 2 años de presentada la queja y cuando el funcionario que la motivó ya no ejerce el cargo, la PGDHEG recomendó a la presidencia municipal de Cuerámaro reparación integral para una empleada que fue víctima de acosos sexual del entonces director de Asuntos Jurídicos, Luis Arturo Ramírez Consilión, y la terminación del procedimiento administrativo abierto contra aquel funcionario.

Fue el pasado 6 de julio que la PGDHEG dio a conocer su resolución de recomendar a quien ejerce actualmente la presidencia municipal de Cuerámaro, al comprobar que quien despachaba como director de Asuntos Jurídicos de la administración municipal panista de la alcaldesa, Ana Rosa Bueno Macías, efectivamente hizo víctima de acoso sexual a una de sus trabajadoras, quien por esa causa renunció a su cargo y denunció públicamente.

En los resolutivos de recomendación señala que el área correspondiente de la administración municipal termine a la brevedad posible el procedimiento administrativo abierto en su momento contra el funcionario y que se tomen en cuenta las pruebas y evidencias contenidas en el expediente de recomendación de Derechos Humanos.

Asimismo el impulso y aprobación de un protocolo para prevenir y atender la discriminación, violencia laboral, acoso y hostigamiento sexual en Cuerámaro, orientado además desde una perspectiva de género.

La PGDHEG recomendó asimismo: “Se otorgue atención psicosocial a elección de la persona reconocida como víctima, de acuerdo al plan diseñado y aprobado por ella, misma que deberá brindarse gratuitamente, de forma inmediata y en lugar accesible para la víctima, otorgándose información previa, clara y suficiente.”

Los hechos que dieron motivo de la queja y la actual resolución, se verificaron durante 2020 cuando la empleada de Asuntos Internos fue acosada sexualmente de diversas maneras por su superior inmediato, el director de Asuntos Jurídicos del municipio, hasta que ella renunció a su cargo en marzo del 2020.

ESCRIBE UN COMENTARIO