Las librerías y tiendas de revista o libros de apoyo para instituciones educativas se han visto afectadas durante los últimos 8 meses de contingencia sanitaria.

Diana Elizabeth Torres labora en una librería de la zona centro que se encarga de vender revistas y libros para escuelas al mayoreo y también a las diversas casetas que distribuyen revistas o comics.

En entrevista con este diario compartió que en estos últimos meses han tenido muchas pérdidas porque sus compradores directos (de las casetas de periódicos) no están vendiendo y por ende ellos como proveedores tampoco.

Al igual que en las papelerías ellos también resintieron el descenso en ventas debido a que el ciclo escolar se está llevando a cabo de manera virtual ya que son proveedores de libros de apoyo para estas instituciones educativa.

Este año no vendieron nada de estos libros de apoyo y este tipo de libros son mercancía que se queda estancada hasta más de un año o incluso ya no se venden en el peor de los casos.

Sin embargo también destacó que en este periodo de confinamiento los libros de entretenimiento o juegos como sopas de letra, sudokus, entre otros han aumentado un poco en su demanda.

Libros de tipo comics también han sido más buscados ya que las personas al estar en confinamiento buscan algunas actividades de recreación y más cuando los dispositivos móviles como celulares o computadoras llegan a cansar o abrumar por momento.

Aun así, este ligero incremento en estos libros de entretenimiento no contrarresta las pérdidas que han tenido, las cuales hasta el momento no han sido calculadas porque siguen creciendo.

ESCRIBE UN COMENTARIO