La información escasea y los que la solicitan no encuentran claridad.

Pese a que la generalidad de los casos son atendidos, aún existe incertidumbre sobre el registro de casos oficiales de coronavirus, ya que los hospitales se mantienen cerrados en emergencia epidemiológica.

Sólo los familiares de las personas contagiadas tienen acceso a las instalaciones del que fuera el Hospital General Regional de León en la calle 20 de Enero en la Zona Centro, el centro principal donde son atendidos los pacientes en la ciudad, pero afuera el panorama es de pensarse.

Las autoridades impiden el paso a las personas ajenas, además que retiran a los que se apersonan en las inmediaciones del hospital, debido al riesgo que supone permanecer en el lugar de contacto directo e indirecto con el virus, atendiendo el estricto protocolo.

El paso normal es hasta la zona de vallas, que impide seguir avanzando, como es debido, en medio de una situación anormal.

Las personas son contactadas para petición de información al interior, pero la incertidumbre sigue, pues entre los casos sospechosos y los confirmados, hay una prueba de horas de distancia, que provoca el sub-registro principal.

El nuevo virus sigue impactando la vida de los hospitales, y no se sabe cuándo podrán operar con mayor regularidad, pues la situación amerita una atención focalizada para un tema particular.

En el intermedio, el ‘Hospital Covid-19’ es muestra de cómo los centros de salud epicentro de la atención médica a los enfermos por el nuevo coronavirus, se han convertido en sedes de poca información, contribuyendo al desasosiego de las familias mientras buscan conocer el estado de salud de sus familiares, pero con una espera que se hace más larga cada vez, sobre todo para ellos.

ESCRIBE UN COMENTARIO