Diego San Román se proclamó el gran triunfador de la Primera corrida del Serial Taurino de la Feria de León 2022, al cortar dos apéndices con toro de regalo.

San Román logró someter desde el capote a Mosquito marcado con el número 52 y de 450 kilogramos. Con la muleta logró cuajar una gran faena llena de pases con ambas manos, logrando pases en redondo que hicieron que la fría tarde en la Plaza de Toros La Luz se encendiera.

El joven queretano de 26 años logró matar con una gran estocada que puso a los pocos aficionados de pie en las tribunas y que celebraran a grito de «torero, torero» el gran esfuerzo realizado por el matador, pues en sus dos primeros astados se mostró voluntarioso pero sin suerte.

El ganadero Santiago Pérez de Arroyo Zarco logró conquistar a los aficionados leoneses, pues con los  seis toros seleccionados para la corrida no tuvo suerte (cero orejas) y fue gracias a la voluntad de San Román que la tarde se rescató y el público salió satisfecho con el esfuerzo del queretano.

Diego San Román se mostró voluntarioso con el primero de su tanda, el cual lo levantó en dos ocasiones cuando mejor lo toreaba, decidió matarlo de inmediato.

Con su segundo astado, se mostró de nueva cuenta voluntarioso, pero lamentablemente falló con el metal y sólo recibió ovación de los tendidos.

En lo que corresponde al español Antonio Ferrera, con el primero no tuvo suerte con su toro, el cual se mostró falto de casta y terminó el matador en silencio.

Con su segundo de la tarde de nombre Don Chago marcado con el 335 y de 460 kilogramos, Antonio Ferrera de 43 años, cuajó una gran faena con la cual inició a calentar el ambiente de la plaza, sin embargo, el brazo no le respondió y al tirarse a matar pinchó con la espada.

La afición le reconoció el esfuerzo y le brindó aplausos.

El tlaxcalteca Sergio Flores de 30 años pasó sin pena ni gloria con sus dos astados, recibiendo silencio en ambas actuaciones.

ESCRIBE UN COMENTARIO