La falta de lluvias y la temporada de calor arrecian cada vez más y, mientras tanto, los ríos y otros cuerpos de agua están repletos de basura y otros desechos. Esta situación es molesta para varios vecinos, quienes temen que se acumulen los desperdicios para la época de lluvias.

Uno de los muchos puntos donde se acumula basura es el arroyo Mariches. A lo largo y ancho del río seco es posible ver montones de basura y charcos de agua sucia corriendo.
Para vecinas como Gabriela Juárez, el problema es habitual de cada año: “cuando no es una cosa es otra. Siempre se acumula la basura cuando es temporada de sequía. Luego el problema son las coladeras, que se empieza a juntar cada vez más y hay partes encharcadas”.

De momento, la sequía y la falta de lluvia en León persisten. Se prevé que para finales de mayo comience la temporada de lluvias y la situación se nivele.