De acuerdo con el Director de Protección Civil de León, Crescencio Sánchez Abundiz, la intensa lluvia que cayó la noche del viernes y la madrugada del sábado, ha sido la más numerosa en lo que va de la temporada.

La precipitación comenzó en la parte norte e hizo también una descarga en la parte centro del municipio. “Los sensores de Sapal y Protección Civil presentaron una precipitación mayor a los cien milímetros en una hora, lo que significa que ha sido la lluvia más numerosa en lo que va de la temporada y con toda seguridad, del año”, dijo el director.

 

Esto hizo que el agua se precipitara a lo largo de los 11 canales que se tiene en la ciudad de León. El sistema se saturó en el cruce de López Mateos, con un excedente de ochenta centímetros lo que hizo que prácticamente se encharcara el López Mateos con arroyo Las Liebres, desde el puente de la salida a Silao hasta la salida a León, y hubo cerca de sesenta vehículos que quedaron varados, fue con el apoyo de Protección Civil que salieron adelante y fueron apoyados.

“En el cauce normal, que va de norte a sur y se conduce por el río de las liebres como por el arroyo de Alfaro, se saturó el sistema, lo que hizo que se saliera de su cauce. Hubo encharcamientos al margen de las vialidades, afortunadamente no hubo daños humanos o a las personas; sin embargo, sí hubo daños materiales tanto en vía pública como en vivienda”.
Por ejemplo, el conocido supermercado, Bodega Aurrera terminó con todo su estacionamiento inundado y varias propiedades ubicadas en el López Mateos padecieron el mismo destino.

“Las lluvias semejantes a la del viernes continúan. Por eso estaremos trabajando en coordinación con SAPAL y el SIAP, para, si es necesario, atender las próximas lluvias. Estamos todavía en temporada y recordemos que será hasta el mes de noviembre que seguiremos teniendo precipitaciones”, declaró Crescencio.
Asimismo, el Director de Protección Civil informó que todas las personas deben reflexionar sobre lo riesgoso que es caminar cerca de un río, pues, debido a que fluye de norte a sur, puede elevarse de manera súbita y arrastrar a la gente. “No se expongan a cruzar ríos y arroyos, porque es una intensa fuerza de la naturaleza”.

ESCRIBE UN COMENTARIO