La Navidad ha terminado, pero las fiestas continúan. En León todavía se siente la alegría y algarabía festiva, pues todavía falta el Año Nuevo y además, el Día de Reyes. Prueba de esto último es que en la Plaza Fundadores ya están listos los “Reyes Magos”.

Aunado a que en los mercados de la ciudad, también se preparan para que las y los leoneses adquieran todo lo necesario para la fiesta de en cuestión, y que en la calle Josefa surjan los puestos de juguetes, que estarán hasta el próximo 6 de enero del año entrante.

Después de los estragos de la pandemia, poco a poco la ciudadanía comienza a salir a la calle, y la economía se recupera, aunque de manera lenta. Por eso, es posible que este 2021 regrese a alegría que, durante el año pasado, estuvo limitada o bien, fue imposible de evocar.

La fotografía con los Reyes Magos es toda una tradición no solamente en la Capital del Calzado, sino en todo el país. No importa que sea en la Alameda Central en la Ciudad de México o en la Plaza Fundadores: tomarse la foto con Melchor, Gaspar y Baltazar es tan habitual como recibir los regalos el 6 de enero.

En León, uno de los escenarios más habituales es el que se encuentra frente a la Casa de la Cultura, donde desde hace más de 20 años, los personajes de los Sabios de Oriente se fotografían con los niños, y escuchan sus peticiones para la noche del 5 de enero.

Juan Ramírez, el fotógrafo de la Plaza Fundadores, suele encargarse del escenario dedicado no solamente a Santa Claus, sino también a los Reyes Magos. “Nos fue mejor, hubo mucha afluencia de gente, pues después del 2020 la gente quiere tomarse su foto. Ahora esperamos que la situación mejore”, dice.

Quien representa a Baltazar es Giovanni Gómez, quien señala sentirse muy feliz, aunque a comparación de otros años, ahora los niños piden más electrónicos que juguetes tradicionales. Desde el 2019 es Rey Mago. Gaspar, por su parte, es la primera vez que personifica a un rey mago, y está consciente de su responsabilidad.

ESCRIBE UN COMENTARIO