Entre las novedades del “Turbo Bazar”, llevado a cabo en el Poliforum, destacó el pabellón dedicado a los discos de vinil, donde los visitantes pudieron disfrutar todo tipo de clásicos: Queen, los Rolling Stones, y por supuesto los Beatles.

Entre los expositores, está Alberto Rodríguez, conocido como “Beto Cronopio”. Durante el evento ofreció una charla con el académico de la Ibero, Héctor Gómez Vargas, y el estudioso del rock, Esteban Cisneros. Entre los objetos que ofrece Beto, destacan viniles del Cuarteto de Liverpool, cajas del Submarino Amarillo y revistas británicas de la época que muestran en su portada a John Lennon.

Al respecto, Alberto apunta:

“La Beatlemanía todavía tiene mucho pegue, éxito e interés. Se ve que en León también se mantiene muy bien. Me gusta mucho ver a los niños que están interesados en el Submarino Amarillo. Además, la Beatlemanía está muy extendida en todo el país. Incluso el secretario de Turismo, Miguel Torruco, es beatlémano”.

Beto señaló que en las nuevas generaciones, de Guanajuato y de todo el país, la baeatlemanía va a permanecer, pese al auge del reguetón, que es muy aceptado por los jóvenes. “Es lamentable que el rock ya no les ofrezca lo que nos ofreció a nosotros cuando éramos jóvenes, pero hay que entender que las grandes estrellas de rock, repletas de lujos y vida cara, no le dicen nada a un joven que vive en los suburbios”.

Finalmente, Beto recordó el inicio de su afición por el llamado Cuarteto de Liverpool:

“Desde niño me empezaron a gustar The Beatles, y luego me adentré en el rock mexicano de los setenta, como lo fue el Festival de Avándaro, la contracultura, el movimiento de la Onda, etcétera. De allí estoy familiarizado”.

[responsivevoice_button voice=»Spanish Latin American Female» buttontext=»Escucha Esta Nota»]