Dedicamos este artículo con la conciencia de que trataremos un tema muy importante, de los seres humanos valiosos como son las mujeres, a quienes nosotros los hombres las habíamos encasillado equivocadamente como el sexo débil y durante muchos años han sido objeto de innumerables discriminaciones. Nuestras queridas mujeres nos han demostrado su gran valía en el centro de la vida familiar por las actividades que le ligan en el quehacer familiar y ahora con la pandemia también hay que apoyar a los hijos para completar sus tareas; muchas tienen que trabajar con lo que día a día su actividad es de día completo y parte de la noche y no existe la posibilidad de siquiera el descanso merecido, esto en el mejor de los casos en hogares bien constituidos, los demás se los dejo a su imaginación.

Las mujeres tienen un papel importante en el mundo empresarial, en el arte, son profesionistas exitosas, investigadoras y por qué no decirlo, las miles de mujeres que están en la primer fila del combate de la pandemia como doctoras, enfermeras y demás servicios necesarios para aliviar este mal, una labor heroica.

Resaltamos la importancia de las mujeres porque son actualmente y desde hace mucho tiempo, el soporte fundamental de los hogares, primeramente como esposas con las labores domésticas, lo cual es un trabajo sin remuneración y luego la tarea más especial y delicada que es concebir a los hijos, cuidarlos y lograr junto con su esposo una educación; sin embargo las mujeres de hoy son las grandes protagonistas del México actual y por supuesto de la gran mayoría de países en el mundo.

Hemos de remarcar que las mujeres están destacando en la política y han logrado por méritos propios la paridad de género ante la resistencia de nosotros los hombres, que no queremos aceptar lo que es inminente.

Pero hay un problema muy grave que significa la agresión continua que ha causado que la cifra de feminicidios alcance una cantidad demasiado grande en nuestro país, superando los mil casos, y por supuesto que esto ha generado un movimiento feminista de rechazo a la impunidad y la falta de justicia oportuna y con justa razón, cuando el gobierno de todos los niveles no procede para proteger la vida de las mujeres, se han creado grupos feministas y los llamados colectivos que están presionando con protestas, acciones legales y ahora con marchas para que los Gobiernos tomen medidas radicales para solucionar este triste y desafortunado problema y se tengan respetados los derechos de la mujer y la protección a sus vidas.

Mañana lunes se esperan marchas en varias ciudades de la República y especialmente en la Ciudad de México. En un hecho insólito el Gobierno federal y de la Ciudad de México están llevando acciones que llaman de contención y no de prevención y están blindando con planchas de acero a los edificios como Palacio Nacional, el edificio del Gobierno de la Ciudad,  el Hemiciclo a Juárez, Bellas Artes  y muchos otros para evitar vandalismo de los grupos que se unen a las marchas pacíficas, causando daños a monumentos, edificios históricos y comercios, provocando pleitos contra los grupos de seguridad y donde lamentablemente los resultados anteriores nos han demostrado que ha habido heridos, muchos de ellos graves, incluso muertos y detenidos por las fuerzas de seguridad. Esperemos que este año no suceda nada irregular y que sobre todo establezcan mesas de diálogo para buscar soluciones entre autoridades y representantes de los grupos de mujeres y terminar con esta problemática de agresividad a las mujeres.

Rendimos homenaje a todas las mujeres sociales de todo México porque reconocemos su gran esfuerzo por consolidar la vida de México.

ESCRIBE UN COMENTARIO