El jueves empezaron las posadas, y pese a que León, Guanajuato y el mundo se recuperan poco a poco de los terribles estragos de la pandemia, los ciudadanos de la Capital del Calzado se preparan para vivirlos en la medida de lo posible.
Por las calles de la Zona Centro de León es posible ver el espíritu navideño y el inicio de las posadas: vendedores de luces de bengala, comerciantes de dulces en calles como la Josefa Ortiz y el Mercado Aldama, así como la venta de las “Jornadas” para cantar en las posadas, las velitas y las piñatas.

Para Emilia Cuevas, madre de familia que vive en la colonia San Francisco, las posadas son una época “necesaria”, tal como lo define en sus propias palabras: “Hemos pasado por muchas cosas horribles el año pasado, ahorita vale la pena hacer la posada, aunque gastemos. Los niños necesitan aunque sea un poquito de alegría”.

CONTEXTO
En la página web de la Procuraduría Federal del Consumidor (PROFECO) se habla sobre el origen y los cambios que han tenido las posadas a lo largo de los años:
“Su origen se remonta a la época Colonial. En el mes de diciembre, los aztecas celebraban el nacimiento de su principal Dios Huitzilopochtli. Estos festejos iniciaban el 6 de diciembre y duraban 20 días. Se le coronaba poniendo banderas en los árboles frutales, y en el templo se colocaba el estandarte del Dios y se le rendía culto”.

“El 24 de diciembre, por la noche, la población se reunía en los patios de los templos para esperar el solsticio de invierno, y al siguiente día, el 25, hacían fiesta en todas las casas. Los misioneros españoles aprovecharon estas fiestas para evangelizar a los pueblos originarios, dándoles un sentido cristiano, lo que utilizaban como preparación para la llegada del niño Dios”.

“En este contexto surgieron las posadas. Algunos investigadores afirman que se iniciaron en el año de 1587, en el poblado de San Agustín de Acolman, Estado de México, cuando el Fraile Agustino, Diego de Soria, obtuvo del Papa Sixto V el permiso para celebrar unas misas llamadas ´de aguinaldos´”.

ESCRIBE UN COMENTARIO