Derivado de la pandemia que se enfrenta en el país el corporativo de General Motors de México informó que se tiene conocimiento de que algunas personas que trabajan en el complejo con sede en el municipio de Silao han dado positivo a COVID-19 tras haber estado expuestos fuera de la planta.

Ireri Herrera Sandoval, vocero oficial del corporativo en la Ciudad de México informó que en dichos casos, y siguiendo los lineamientos establecidos por las autoridades competentes, se les ha identificado y aislado oportunamente para mitigar cualquier riesgo de contagio con los 7 mil colaboradores que trabajan en la planta Silao.

Afirmó que la relación con la información que hace referencia las operaciones del complejo de General Motors de México informa que el bienestar y la seguridad de los colaboradores han sido y serán de máxima prioridad.

Señaló que s por ello que desde mediados de abril del 2020 se implementó un estricto protocolo orientado a mitigar el riesgo de contagio y fortalecer la seguridad de todos los colaboradores, incluyendo a quienes están laborando en el complejo de manufactura de Silao, en donde se reiniciaron operaciones el 21 de mayo, después de cumplir con todos los requerimientos implementados por el Instituto Mexicano del Seguro Social (IMSS) y por la Organización Mundial de la Salud.

Aclaró que el protocolo está apegado a los lineamientos establecidos por las autoridades en la guía de acción para los centros de trabajo ante el COVID-19, el cual incluye uso de equipo de protección personal, lavado constante de manos, suministro de gel antibacterial, monitoreo de temperatura, distanciamiento físico y flujo de personas controlado, entre otras medidas.

Dijo que adicionalmente, se exhorta a todos los colaboradores a mantener las medidas de prevención para reducir el riesgo de contagio fuera del complejo.

Explicó que debido al compromiso de General Motors con el cumplimiento de los protocolos gubernamentales y para garantizar operaciones seguras para los colaboradores, la empresa participó como piloto de las pruebas que realizó el Instituto Mexicano del Seguro Social para el regreso seguro a la reactivación de actividades económicas en México.

Finalmente explicó que en meses anteriores se recibieron tres inspecciones de la Secretaría del Trabajo y Previsión Social (STPS) y una del IMSS, sin que se hayan presentado observaciones respecto al cumplimiento de protocolos o riesgos a la salud de los trabajadores.

ESCRIBE UN COMENTARIO