El hijo de la regidora de Celaya, María Cristina Villalobos Hermosillo, fue detenido el 18 de agosto en Guanajuato por extorsión, por lo que la dirigencia estatal del PAN le pidió a la funcionaria solicitar licencia de su cargo.

«Apegado a los valores de legalidad, humanidad y honestidad, en Acción Nacional hemos solicitado a la regidora María Cristina Villalobos Hermosillo que ingrese la solicitud de licencia de su cargo en el Ayuntamiento de Celaya», dice el comunicado.

Sin embargo, fue hasta ayer cuando la Fiscalía General del Estado (FGE) confirmó la detención de presuntos extorsionadores de este Municipio, entre ellos un menor de edad hasta ahora solo identificado como «El Patrón», hijo de la regidora.

De acuerdo con las autoridades, el menor se dedicaba a cobrar piso a comerciantes de la Central de Abasto, y fue aprehendido abajo del puente de Avenida Constituyentes, en la Colonia El Cantar, según reportes locales.

«Al momento de su captura se le aseguraron teléfonos celulares que utilizaba para realizar las llamadas extorsivas, un vehículo de motor y dinero en efectivo», precisó.

Por estos hechos, el partido albiazul declaró que, de no acatar la solicitud de licencia, la regidora de Celaya será expulsada del partido.

«También le hemos informado que en caso de incumplimiento a las decisiones asumidas por la dirigencia estatal, se comenzará con la integración del expediente para el proceso de su expulsión del partido ante la Comisión de Orden y Disciplina Intrapartidista del Consejo Nacional (CODICN)», se leyó en comunicado.

Por ello, solicitaron a la regidora suplente Fátima González Reyna que tome el cargo en el cabildo.

Hasta el momento, Villalobos Hermosillo no ha dado declaraciones al respecto.

Sufren comerciantes asesinatos y cobros de piso  En los últimos meses, vendedores de un tianguis de Celaya, que aglutina 350 puestos, tienen que pagar de 5 mil a 8 mil pesos mensuales a los criminales para que los dejen trabajar.

«No hay salida, si no pagas te mueres», dijo un comerciante que pidió el anonimato.

Tan solo el pasado 7 de julio, en menos de una hora, tres homicidios ocurrieron se perpetraron entre las 15:30 y las 16:30 horas, dos de ellos, en comercios de la ciudad. 

Un de los crímenes ocurrió en el Mercado de Abasto, al interior de una cremería y otro más en el bar conocido como Micheladas Bronx, en la zona centro.

 

ESCRIBE UN COMENTARIO