Los seis años de litigio no fueron suficientes para impartir justicia, según se ha manifestado la Asociación Civil, Defendamos Nuestro Estadio, cuyo coordinador, el expresidente del León, Primo Quiroz, calificó como un despojo la decisión final del Estadio León.

«Ya lo esperábamos, porque se estaban dando cosas que no gustan, los magistrados no fueron justos pero el partido no termina, tenemos muchas cosas qué seguir peleando, si hay un caso donde la ciudad tiene derecho, es el Estadio León».

«Estamos con toda la afición y haremos todo lo que siga para evitar que se complimente ese fallo que es un atraco a la ciudad».

En su opinión, las pasadas administraciones cometieron muchos errores que abonaron a una serie de irregularidades que los tienen en este camino.

«Eso ya es historia, ya después haremos un análisis cuando ganemos, pero en las tres administraciones pasadas hubo muchas omisiones, y puede llamarle con muchos términos, hasta corrupción, no es necesario robarse dinero, simplemente es no ejercer bien la función pública que da lugar a estos errores que nos está llevando a esta situación tan desventajosa, pero estamos seguros que tenemos la razón».

Sin embargo, la lucha continuará.

«Hubo muchas irregularidades, pero nos vamos a seguir amparando, estamos cada día recibiendo más recursos legales, que estoy seguro a la larga le van a dar la razón a la ciudad, el Estadio no es de ningún particular, se hizo con el dinero de los que pusimos palcos y plateas y que haya futbol, que no sea negocio de ningún particular».

El grupo seguirá metiendo amparos para que se considere el factor que ayer fue desestimado, de los palcohabientes como propietarios del Estadio.

ESCRIBE UN COMENTARIO