La diputada local por el Partido Verde Ecologista de México (PVEM), Vanessa Sánchez Cordero, manifestó que el Gobierno municipal no cuenta con una estrategia definida para frenar a los grupos criminales que operan en la ciudad y que mantienen en ascenso los homicidios dolosos.

“Lo sucedido en el parque Los Cárcamos denota que no hay seguridad en la ciudad, ya de plano el crimen tiene tomada la ciudad y el control absoluto, esto nos habla de una falta completa de autoridad”.

Lo anterior declaró luego de la balacera que se registró en la ciudad el pasado martes pasadas las 6 de la tarde frente al parque ecológico Los Cárcamos, de la cual  informó la Secretaría de Seguridad que fue un ataque entre bandas rivales a plena luz del día y en una zona altamente transitada, dando como resultado tres muertos y un lesionado.

Lamentó que mientras que en el estado el gobernador y su gabinete de seguridad destacan que en los últimos tres meses hay una tendencia a la baja de homicidios dolosos, en la ciudad de León es todo lo contrario, pues van en ascenso.

“Se anunció con bombo y platillo que hay una disminución en los índices de homicidios en el estado, pero ellos olvidan que en León están en aumento con relación a los meses pasados y contra el mismo periodo de años anteriores, esto lo vive la población todos los días”, dijo la política leonesa.

Reiteró que la tendencia al alza viene desde los años pasados, “y esta situación habla de que la estrategia de seguridad no existe, no hay tal, lo que se plantea son acciones específicas, no existe una política de prevención, no se sabe si los grupos criminales que supuestamente trabajan en un municipio, se van a mover hacia León, esas cuestiones nunca se anticipan, no existe estrategia, insisto que sólo se realizan acciones aisladas”.

Criticó que el Golpe de Timón fue un operativo focalizado en la zona de Celaya, sin embargo, “desde un inicio se habló de que sería un golpe de timón para todo el estado en seguridad, no se habló de un operativo en una zona, por eso en León crecen los delitos con los que se relacionan fácilmente como el narcomenudeo y la violencia entre ellos”.

Sánchez Cordero lamentó que la autoridad siempre informa que son bandas rivales las que se enfrentan y no se informa sobre las víctimas colaterales, criminalizando muchas veces a los comensales y empleados de los lugares donde se registran las balaceras.

ESCRIBE UN COMENTARIO