Sufrido triunfo

En lo que resultó un gran partido de semifinales, la selección de Francia derrotó por 1-0 a su similar de Bélgica y avanzó a la final del Mundial Rusia 2018.

En el duelo efectuado en el estadio de San Petersburgo, los galos, con un poco más de oficio y un certero cabezazo de Samuel Umtiti, dominaron a unos Diablos Rojos que apretaron tras el gol en contra, pero les faltó más empuje ofensivo.

Así Francia vuelve a una final de Copa del Mundo por tercera vez en su historia, pues en la primera, en su país en 1998, ganaron el campeonato, mientras que en Alemania 2006 perdieron con Italia en penales.

PORTEROS ATENTOS

El primer tiempo fue nivelado, pues ambos tuvieron para abrir el marcador, pero entre las fallas de los delanteros y los atinados lances de Courtois y Lloris, evitaron los goles.

Bélgica avisó con Hazard que tiró desviado del poste izquierdo. Más tarde, Varane rechazó de cabeza un tiro de Hazard.

Al 21’, tocó a Llorís salvar a su equipo cuando Alderweireld disparó y el cancerbero, en estupendo lance, mandó a la esquina

En los últimos 15 minutos, ‘Les Bleus’ fueron más peligrosos con cabezazo de Giroud que se fue desviado y un tiro cruzado de Pavard que desvió con el pie Courtois.

UMTITI DA EL PASE

Para el segundo tiempo, lo galos jugaron mejor y a los 51’ de tiempo corrido abrieron el marcador con cabezazo en el área de Umtiti, suficiente para terminar ganando.

Francia estuvo cerca del segundo cuando en jugada de fantasía, Mbappé tocó a Giroud que remató a quemarropa y Courtois salvó.

Los belgas avisaron al 65’ cuando Mertens mandó centro y Fellaini cabeceó por un lado.

En compensación, el francés Tolisso sacó potente disparo y Courtois salvó a Bélgica.