Bravos de León continúa con su preparación para la campaña 2019 de Liga Mexicana de Beisbol, para la que ha confirmado la reincorporación de jugadores importantes la temporada pasada.

La novena de Tony Aguilera continúa entrenamientos en su campamento base del Estadio Panamericano de Charros de Jalisco, en Guadalajara, a los que ya se incorporó el jardinero central veracruzano Eduardo ‘El Mosco’ Arredondo.

Arredondo se convirtió en uno de los referentes tanto en defensa como en la ofensiva de Bravos, equipo con el que ha jugado desde el anuncio de su regreso a LMB en 2017.

En la más reciente temporada de 2018, Arredondo registró un promedio de .331 con 52 hits y 24 carreras producidas.

Junto a él, destaca también el segunda base Brandon Macías, confirmado como la base que moverá la ofensiva. Macías registró .303 en su primera temporada de 2018 con el equipo leonés.

La directiva había adelantado también la contratación del pícher panameño exDiablos Rojos del México Manny Acosta, como uno de los refuerzos estelares.

Acosta jugó también en Sultanes de Monterrey, hoy ‘hermano’ de Bravos, cuyo socio Multimedios es dueño de la organización regia.

La lista de confirmados incluye al jardinero estadounidense Cedric Hunter, fundamental en la consecución de playoffs con Bravos, el parador en corto Marco Jaime, el jardinero dominicano Félix Pie así como el mexicano Carlos López.

Bravos de León continúa su preparación para la campaña 2019 de LMB, que regresa a competirse en su formato original de temporada larga, desde el 5 de abril en la serie inaugural ante Rieleros de Aguascalientes, en el Estadio Domingo Santana de esta ciudad.