El secretario de Salud en Guanajuato, Daniel Díaz Martínez, dijo que en otros estados del país principalmente en el sur se han presentado padecimientos que en México ya estaban abatidos, como el sarampión, lo que pone en riesgo a los menores que no cuentan con sus esquemas de vacunación.

“Están resurgiendo enfermedades de las cuales ya se tenía un control, entre ellos el sarampión, México tiene uno de los mejores esquemas de vacunación y Guanajuato siempre ha ocupado los primeros lugares en completar sus esquemas de vacunación. Sí es una alerta en razón de que existen en otras partes del mundo y la manera en que transitan de un lugar a otros del mundo”, manifestó.

Refirió que en Guanajuato se han presentado tres casos importados de Europa, sin embargo gracias a que un alto porcentaje de los menores están vacunados, se evitó más contagios.

Sobre el déficit de vacunas que existe a nivel nacional para completar los esquemas, dijo que la Federación les ha informado que se cuentan con las suficientes dosis para los menores que  aún faltan para completar sus esquemas.

En este sentido aseguró que este mes se desarrollará la Semana Nacional de la Vacunación, donde se contarán con las suficientes dosis para cubrir con los esquemas de los menores.

Resaltó que en Guanajuato se cuenta con un 90% de los esquemas de vacunación de los menores, superior a la media nacional.

GUANAJUATO

De manera adicional a las dosis otorgadas por la Federación, el gobierno de Guanajuato invirtió el año pasado 6 millones de pesos en vacunas.

PADECIMIENTOS

Sobre los padecimientos que han tendido un incremento preocupante en los menores como trastornos mentales, entre ellos ansiedad y depresión por el uso de dispositivos móviles; así como obesidad, puntualizó que la Secretaría de Salud Pública, a través de los Caises (Centros de Salud), se tiene acciones preventivas.

“Las unidades de desarrollo infantil, neuronal, y queremos no solo tamizando a los niños que nacen en el Estado, que son como 117 mil, estamos detectando problemas auditivos, necrológicos, oculares, enfermedades poco comunes”, indicó.

Manifestó que ahora estos tamizajes se hacen en los niños sanos a fin de detectar afectaciones por malos hábitos de sus padres, que pueden afectar en su desarrollo, entre ellos adicciones.

“Hacemos también un reforzamiento de la adolescencia porque sabemos que esto los va alejar de las adicciones, de los riesgos suicidas, de depresión, un tema de salud muy importante, entonces mediante esta estrategia vamos a reducir los embarazos en adolescentes, jóvenes que están predispuestos a adicciones, a unirse con grupos delincuenciales”, apuntó.

Señaló la importancia de las ventajas de tener un embarazo saludable, ya que de esta manera el producto ya recibe estímulos ambientales.

“Es ahí donde queremos trabajar que esto estímulos sean positivos, para tener niños con más fortaleza a los efectos que existen en la sociedad, que son multifactoriales”, resaltó.