Los Bravos de León estrenaron ayer un nuevo cuerpo técnico para iniciar la serie ante Olmecas de Tabasco en el Estadio Domingo Santana, luego de anunciar el despido de su veterano mánager Francisco ‘Paquín’ Estrada.
Estrada se fue de la organización y en su lugar llega el exligamayorista Luis Carlos Rivera, junto al coach de bullpen Ray Loya, quien llega a ocupar el puesto vacante desde hace algunos días.
La noticia se da en medio de una reestructuración de entrenadores de la novena leonesa, encabezada por su presidente Mauricio Martínez, quien había anticipado tener poca paciencia a partir de ahora con el trabajo del manejador.
De cualquier forma, Bravos de León agradeció el trabajo de Estrada, quien llegaba con la memoria de ser el último manejador campeón con el equipo leonés en 1991.
Pese a un arranque regular, Estrada tuvo números negativos en su nueva etapa con el cuadro leonés, con 10 triunfos y 20 derrotas.
Rivera llega tras un paso como coach de pitcheo en Toros de Tijuana en 2016, así como de Venados de Mazatlán, en la Liga Mexicana del Pacífico, siendo este su debut como mánager en un equipo mexicano.

LLEGAN ANDERSON
Y STERN
La directiva de Bravos también anunció la llegada del primera base cubano Leslie Anderson y el relevista norteamericano Crag Stern, como parte de las contrataciones para suplir a Adán Muñoz y Matt Nevárez, además de la contratación del venezolano naturalizado mexicano Robert Vásquez.
Anderson ha representado antes a su país, siendo seleccionado para los Clásicos Mundiales de 2006 y 2009, venido de la liga de Japón, donde militó en los Gigantes de Yomiuri. Esta será su primera incursión en ligas mexicanas
Stern, por su parte, ha jugado en los Tigres de Quintana Roo y Yaquis de Ciudad Obregón en la Liga del Pacífico, teniendo un paso por sucursales de los Dódgers de Los Ángeles, y los Marlines de Miami en Ligas Menores.
Vásquez llega como un zurdo prometedor al bat y ocupa posiciones en el infiled.
Bravos dejó en libertad al outfielder Rico Noel, llegado al equipo hace apenas unas semanas, al japonés Ryohei Shimabukuro y confirmó la salida de Muñoz, así como la cesión de Héctor Navarro a Piratas de Campeche.