El Pleno del Ayuntamiento aprobó el proyecto de Ley de Ingresos para el Ejercicio Fiscal 2018, con la moción del Alcalde Héctor López Santillana, que elimina la propuesta de aumentos al Derecho de Alumbrado Público, así como al Impuesto Predial.
Hace quince días, en comisiones unidas de Hacienda y Gobierno, se aprobó un ajuste al DAP que permitiría cubrir un déficit de 74 millones de pesos con la modificación al subsidio del consumidor del 15 al 10 por ciento.
En cuanto al Impuesto Predial, se propuso mantener estables las tasas, pero se contempló un ajuste hasta del 5 por ciento a determinados fraccionamientos habitacionales, lo cual se interpretó como “un aumento”.
El lunes de la semana pasada, el alcalde Héctor López Santillana anunció que no habría ningún incremento en ambos rubros, mismo que tuvo una lectura de “marcha atrás”.

APROBARON
Ayer, en sesión extraordinaria, el pleno edilicio aprobó en lo general la Ley de Ingresos que fue estructurada por la Tesorería y por el Consejo de Valuación Municipal, así como con la participación de los tres colegios valuadores de León y la Cámara de la Construcción.
El presidente leonés recordó que el proyecto fue revisado minuciosamente y con clara atención a favor de la ciudadanía vulnerable, sin descuidar las finanzas municipales: no aumento al DAP, ajuste de hasta un 5 por ciento al predial y aumento indexado a las tarifas del agua hasta un 5 por ciento -no del 6 por ciento como originalmente se contempló-.
Tras su aprobación, la Ley de Ingresos será turnada al Congreso del Estado con el objeto de someterla a consideración de los diputados.
El regidor Salvador Ramírez Argote avaló la decisión de “dar machar atrás” a los aumentos y calificó de “un triunfo” la postura edilicia sobre una decisión que evidentemente iba a ser equivocada porque iba a afectar la economía de los leoneses.

PATRIMONIOS
El regidor Sergio Contreras Guerrero recordó su permanente posición sobre la Ley de Ingresos e indicó que en el tema del predial hay mucho por explorar para que sea equitativo y que todos esos predios de personas que tienen grandes patrimonios y que pagan muy poquito, paguen más.
“Tenemos que buscar el equilibrio en la cuestión contributiva, eso es sin lugar a dudas, porque hay en muchos lugares donde las personas que más tienen no pagan en proporción a sus riquezas”, indicó.
También consideró que tiene qué seguir la revisión del tema del Derecho de Alumbrado Público, pero al Ayuntamiento lo que le toca es buscar que los impactos sean lo menos nocivos para la sociedad.
Antes de someter la propuesta a votación, el síndico Carlos Medina presentó un análisis técnico de los criterios asumidos para la propuesta emanada de las comisiones unidas donde ratificó que no se contempló aumentos al predial.