Autoridades aseguraron ayer en Salamanca 540 litros de combustible, presuntamente robado.

Esto mediante las estrategias del Grupo de Coordinación Guanajuato, el Mando Único Estatal de la Secretaría de Seguridad Pública del Estado (SSPE), en colaboración estrecha con la Procuraduría General de Justicia del Estado (PGJE).

Mediante recorridos de vigilancia y patrullaje sobre la calle Francisco Villa de la comunidad San José, en aquel municipio, elementos de seguridad detectaron tres barriles de plástico abandonados sobre la vía pública.

Tras verificar lo anterior, se detectó que al interior de dichos barriles,, con capacidad para 200 litros cada uno, se localizaron un total 540 litros de combustible, al parecer extraído de manera ilegal.

Por lo tanto, los barriles, así como su contenido fueron asegurados y quedaron a disposición de la autoridad competente.